Como vender una casa por tu cuenta

    “Se vende por el dueño” dicen letreros que seguramente han captado tu atención si estás pensando vender tu casa sin usar agentes de bienes raíces. Si esa es tu decisión toma en cuenta lo siguiente:
  1. Determina cuándo pondrás a la venta tu casa. Y planifica a dónde vivirás luego de la venta. Prepárate con tiempo, como si fueras a lograr la venta rápidamente, de manera que evites el stress de tener que mudarte a toda prisa.
  2. Conoce el valor de tu propiedad. No te dejes llevar por rumores o sentimientos. Tu casa no vale lo que te diga el vecino o lo que tú creas, tiene un valor real determinado por las condiciones en el mercado. Si tienes dudas, la mejor opción es solicitar una tasación. Esa valoración te hará poner un precio justo a tu vivienda lo que podría hacer que la casa se venda más rápido.
  3. Establece un plan de acción para la venta. Toma en cuenta lo siguiente:
    • Tipo de promoción que harás.
    • Evalúa cuánto cuestan los anuncios y dónde puedes colocarlo. Si en tu lugar de residencia funcionan bien los periódicos impresos, considera poner anuncios clasificados. Usualmente los de venta de propiedades no son muy costosos y es fácil de contratar, solo enviando la información que deseas publicar.
    • Los anuncios por internet están de moda y suelen también ser económicos, pero limita los esfuerzos de venta al público que tú quieres que llegue. Enfócate en los que son más populares en venta de propiedades.
    • Prepara letreros si están permitidos en tu comunidad. En las tiendas por departamento encontrarás algunos casi listos, a los que solo necesitas ponerle tu información. Debes saber que al ponerlos tendrás llamadas a casi todas horas y que debes estar pendiente de tu seguridad al mostrarla.
    • Deja saber a tus vecinos o amigos que vas a vender. La promoción de boca en boca no cuesta nada y en ocasiones es muy efectiva. Si tienes vecinos contentos con la comunidad les gustará saber que hay propiedades disponibles para notificarles a sus conocidos.


  4. Prepara tu casa para la venta
    • Algunos vendedores contratan un experto en “staging” para que su casa luzca lo más atractiva posible, pero si no deseas invertir en eso, haz un plan de acción. La regla básica es limpiar a perfección, reparar o eliminar las cosas dañadas y acomodar los muebles permitiendo que se vea el espacio real con que cuenta la casa, y las posibilidades que tendrán los nuevos dueños de acomodarse allí.
    • Prepárala lo más neutra posible, sin alusiones religiosas ni políticas, y si es posible empieza a guardar objetos personales que solo apelan a que esa es tu casa, sin dejar paso a que otros se imaginen en ella, eso es en el interior, pero no descuides el exterior. Asegúrate que el patio esté limpio y las paredes exteriores (y las interiores), estén pintadas y limpias.
    • Haz una revisión o inspección de tu casa. Conoce sus puntos fuertes y los débiles. Los compradores te preguntarán. Verifica lo que está dañado y puedes reparar (a veces invertir un poco te da grandes beneficios) y reconoce lo que no funciona o necesita arreglos y no estás dispuesto a cambiar. Alguna de esas cosas podrían formar parte de la negociación de la venta por voluntad propia o porque sea una exigencia del tipo de préstamo que hará el comprador.
  5. Organiza la documentación para la venta.
  • Si tienes hipoteca, asegúrate con tu banco sobre la deuda y de que no tienes ninguna penalidad por venderla.
  • Conoce sobre los gravámenes (“liens”) que tenga. Para traspasar el título debe estar libre de estos.
  • Analiza los impuestos y seguros de la propiedad. Te preguntarán cuántos son y los tipos de seguros obligatorio que necesita la vivienda.
  • Una vez haya contrato, da seguimiento al proceso para asegurarte que se logre el cierre.
Fuente About casa

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Que es un crédito revolvente? sus características

Las mejores ofertas del Black friday 2014

¿Donde conseguir las mejores ofertas para viajar y vacacionar.